Combinando colores, mientras viajo en la ficción de la realidad

Casi un año después regreso y os cuento qué fue de mi 2016

Casi un año después regreso y os cuento que fue de mi 2016

Casi un año después, regreso aquí… Tras casi doce meses de bastante trabajo que fueron quitándome tiempo y energías para escribir en este blog tan personal, vuelvo para contaros cómo me fue 2016. Enlacé un trabajo con otro y durante el verano me quedé sin vacaciones, realmente mis primeros días de relax desde el mes de febrero, llegaron en diciembre y relativamente porque el 30 de diciembre todavía seguía releyendo un trabajo ya entregado.

Trabajar es bueno porque te ayuda a subsistir e incluso en ocasiones te ayuda a realizarte lo que no tiene precio, pero si no tienes tiempo para hacer otras cosas, llega a generarte ansiedad, quitarte horas de sueño y crearte frustraciones. Lo ideal sería conseguir un equilibrio para producir con el fin de disfrutarlo posteriormente y no acumular sin premiarnos con momentos de desconexión. Pronto actualizaré en “Sobre mí”, mis últimos trabajos editoriales, os puedo adelantar que soy la autora de dos capítulos de “Ciudades con Música” de Anaya Touring, los dedicados a Liverpool y Seattle, sí pop y grunge. Es un libro maravilloso y os recomiendo que echéis una ojeada. Además en 2016, Madrid Vegano ha ido dando sus primeros pasos, ayudando a difundir lo fácil que es ser vegano en Madrid.

Seguí (y sigo) yendo al gimnasio con fuerza de voluntad y a pesar del cansancio que acumulé a lo largo de los meses. Octubre y noviembre fueron muy complicados porque vislumbraba el final, pero estaba tan agotada que no sabía si conseguiría estirarme aún más y llegar. Lo conseguí, aguanté y fue un detalle nimio a principios de diciembre el que me hizo derrumbarme durante unos minutos y llorar. A mí me calma llorar, así que lo hice y continué.

Desde diciembre de 2015 en el que me sitúe en mi peso objetivo he logrado pasar el año y mantenerlo con una subida de la ingesta calórica. No me he privado de caprichos, pero he basado mi día a día en comer sano, equilibrado y por supuesto, vegano. He evitado en la medida de lo posible los alimentos con azúcares añadidos y he rebajado la cantidad de gluten en mi alimentación. Estoy orgullosa de haberlo conseguido y haber logrado pulir mi alimentación para además de comer bien y de forma ética, adaptar las comidas a mis gustos personales y disfrutarlas. Podéis ver un repaso de mi año gastronómico en imágenes en mi cuenta de Instagram.

En cuanto a mi familia humana y no humana, todo ha ido más o menos bien con achaques propios de la edad de cada uno y unas cuantas visitas al veterinario, aunque menos que en 2015. Espero que el 2016 os fuera lo mejor posible y sobre todo que hayáis comenzado el 2017 con mucha energía puesta en ser más felices y hacer más felices a quienes tenemos a nuestro alrededor.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Basic HTML is allowed. Your email address will not be published.

Subscribe to this comment feed via RSS

A %d blogueros les gusta esto: